¡SOS tu cabello te pide ayuda! Consejos para el final del verano

El verano es una de las épocas del año más animadas, donde disfrutas de esos hermosos y radiantes días soleados. Aunque hayas renovado fuerzas durante las vacaciones, para el final del verano tu cabello tal vez te pide ayuda a gritos. El sol, el viento, la sal, los químicos en las piscinas y otros elementos pueden maltratar el pelo.

Pero no tienes que gastar una fortuna en un centro de cuidado capilar para que tu cabello vuelva a ser el mismo que tenías antes de comenzar el verano. Basta con poner en práctica algunas rutinas y evitar otras tantas para mejorar la apariencia de tu pelo.

Por lo que con la ayuda de Mazuelas puedes descubrir los mejores consejos para el final del verano que te ayudarán a salvar tu cabello y evitar que termine maltratado, quebradizo y sin vida.

#1 Nutre e hidrata tu cabello profundamente

SOS cabello

La clave para ayudar al cabello a recuperarse al final del verano es nutrirlo e hidratarlo profundamente. Usa el acondicionador siempre después del lavado, este aporta hidratación extra y evita que se rompa cuando lo desenredas. Una vez entre semana puedes aplicar una mascarilla regeneradora para reparar toda la fibra capilar.

Los aceites esenciales también son el mejor aliado de los cabellos que necesitan ayuda para mantener la hidratación, especialmente el cabello rizado. Si aplicas adecuadamente lograrás un efecto de hidratación y brillo sin que se vea grasoso.

El aceite de coco de la marca Dr Sante concentra las potentes propiedades de este aceite esencial, ayuda a prevenir las puntas abiertas y la fragilidad, ofrece sedosidad y brillo sin causar efecto apelmazante. No es grasoso, ayuda a desenredar y evita el encrespamiento acentuado.

#2 Escoge productos naturales para el cuidado de tu cabello

Para que el cabello recobre su salud sin maltratarlo con químicos, lo mejor es optar por productos de origen vegetal que reconstruyan las hebras capilares. Mira nuestra oferta de productos veganos para el cabello, encontrarás variedad de champuses y mascarillas elaborados con elementos 100% naturales que no dañarán tu cabello.

#3 Evita el calor excesivo y los tirones

El exceso en todo siempre es malo y esta verdad también se cumple cuando usas aparatos que emiten calor hacia el cabello. En lo posible, al final del verano, evita el secador, las planchas y tenazas rizadoras e intenta que tu cabello se seque de manera natural.

Cuando termines de lavar tu cabello no lo retuerzas dentro de la toalla, solo quita el exceso de agua presionando con las manos sobre el cabello. Mejor todavía si usas una camiseta de algodón o toalla suave, esto impide que se estropee y enrede el cabello. Para desenredar utiliza un cepillo como el de la marca Tanglim que elimina todos los nudos pero está diseñado para evitar molestias, tirones, roturas y caída del cabello.

En caso de que quieras usar el secador, plancha o rizador es imprescindible que uses productos protectores de calor para el pelo. Además es importante secar el cabello con secador o plancha cuando está casi seco y no demasiado húmedo. La pancha siempre será mucho más agresiva con la fibra capilar porque implica doble dosis de calor.

#4 Corta las puntas del cabello

Sabemos que no es fácil renunciar a una melena larga que tanto esfuerzo y tiempo ha requerido. Pero en muchas ocasiones la mejor solución será cortar las partes dañadas del cabello, incluso se recomienda cortar las puntas cada dos meses siempre para que el cabello crezca sano y fuerte.

Los profesionales en el área recomiendan rotundamente eliminar centímetro y medio en todo tipo de cabello y sin importar el corte que lleves, esto le dará vida y cuerpo. No temas cortarte las puntas de tu pelo, puede ser la decisión más sabía que tomes a favor de la salud capilar.

#5 Presta atención también al cuero cabelludo

El cuero cabelludo también puede maltratarse con el sol y esto no beneficia a la apariencia saludable del cabello en general. Los gorros y los sombreros son una buena alternativa para protegerlos, pero también es aconsejable utilizar protector solar en las partes que quedan expuestas directamente.

Al usar agua fría o templada, evita los productos con sulfatos y siliconas ya que son medidas preventivas que benefician al cuero cabelludo. También existen mascarillas y acondicionadores refrescantes a base de sustancias mentoladas que alivian la sensación de irritación.

#6 Es mejor prevenir que reparar

Siempre será mejor que antes y durante el verano mantengas los cuidados específicos para tu cabello, esto evita que al finalizar las vacaciones se encuentre destruido. Hace ya algún tiempo os contamos los cuidados para el cabello de cara a verano. Si los has seguido, tienes mucho menos de que preocuparte. Si durante el tiempo de exposición solar aplicas los productos adecuados, no tendrás que esperar milagros después que el verano termine.

Por eso si cuidas tu cabello con Mazuelas todo el año, siempre podrás lucirlo saludable, sedoso y brillante. ¡Disfruta el verano y no temas soltar tu cabellera!